25 jul. 2016

Entrevista a Alcira Argumendo, Diputada de Proyecto Sur, de la soberanía a la crisis energética




Link de Descarga 

En conversación con la diputada Alcira Argumedo nos comentaba que lo que pasa hoy es por “El resultado de la privatización de YPF  y gas del Estado hace 22 años, estas dos empresas publicas en el caso del petróleo cuando se comenzaba a extraer petróleo de un yacimiento ya se planteaba la exploración para reponer esas reservas, lo mismo en el caso del gas, en cambio  las empresas privadas vaciaron los pozos, extrajeron los yacimientos ya descubiertos con mínima exploración, y actuar en una cosa tipo saqueo. En ese momento los precios estaban altos del petróleo y gas, y hubo una exportación irracional a Chile de gas, sin control, todo esto se hacía a declaración jurada, un ejemplo venia Shell y decía Te juro que saque 15 barriles, no hubo ningún control y fue devastador, esto  hizo que en los últimos años se perdiera la autonomía energética.”
El problema es que se tuvo que importar, hasta 2014 el petróleo y el gas había subido mucho, a las corporaciones privadas el estado les subsidiaba para que no haya tarifas muy altas, pero ahora quieren retiran los subsidios, y que las corporaciones cobren lo que ellos consideran que es una ganancia justa.  La paradoja es que es el único país en el mundo en el cual el precio del barril de petróleo bajó de 120 a 45 dólares, es el único país en el mundo que a las petroleras se le reconoce lo que se llama el barril criollo a 70 dólares, esa diferencia descomunal ya viene desde 2014, en el 2015 se le pagaron 11mil millones de dólares a las petroleras pobrecitas para que no perdieran y este año ya están previsto unos 9 mil millones de dólares para las petroleras.
El estado les subsidia a las petroleras, porque estas amenazan en despedir trabajadores, igual lo hacen, porque a 45 o 60 dólares el barril no les conviene, porque se mueven con ganancias extraordinarias.
Argentina es el país de América Latina que tiene el litro promedio de combustible más alto de todo el continente por ejemplo: el litro promedio en Argentina es a 1,20 dólares, y en la mayoría de los países es sesenta centavos, es decir la mitad, ya ahí están robando como locos.
El otro hecho es que ahora quieren pasar a que los subsidios dados por el estado a que paguen los consumidores, pero con una concepción, porque esta es la diferencia entre una empresa privada y un servicio público. El mismo ministro Aranguren dice que hay 5 millones de consumidores, principalmente en la zona de la Mesopotamia, que no tienen acceso al gas natural porque no es económico. Esta es la diferencia entre una empresa pública y privada, para la empresa privada sino es económico y no le da guita que no tengan acceso, que se embromen, un servicio público lo hace, como considera que es un derecho, brinda ese servicio y lo compensa en otras aéreas.
Esta diferencia de la privatización total lleva a esta lógica, por la cual se calcula que este tarifazo del 400% es una tercera parte de lo que quieren hacer, porque calculan para que le de una ganancia razonable tienen que aumentar  entre el 1500 y 2000%.